BAJA BATERÍA

El sonidito del móvil me acompaña hace más de un mes, el pip, pip, que anuncia que no tiene batería. Me dejé en el Xiles, el barco de Fernando, en Cambrils, el cargador y él prometió traérmelo a Madrid pero nada, no viene. Para solucinarlo primero me compró María un cargador nuevo en el Media Mark, pero... resultó que no valía.

Luego me compré uno en un chino y duró una semana. Por fin encargué uno en la tienda de móviles y lo compré, pero ahora he perdido la costumbre de cargarlo por las noches, como llevo un mes cargándolo en el coche...

Y el pobre móvil sigue con su pip, pip, dando por saco, claro. Molestando.

Comentarios

monocamy ha dicho que…
Pues no sé si te lo vas a creer pero el mío, cuando se descarga, hace "putufuash".

Osá, t'ojuro.

:O
Virginia ha dicho que…
jajajajaja, mira el pijo este, jajajaja.

Entradas populares de este blog

Viajes

Antiguos ciberamigos

El viernes a Barcelona