NI CINE NI LIBROS NI VIAJES NI BLOGS

¿Qué estoy haciendo con mi vida? ¿Hacía dónde me está llevando la perdición de los estudios? ¿Hay alguien por ahí dispuesto a salvarme? ¿Me dejaré salvar?

¡Qué pena por Dios santo! Que no puedo hablar de ninguna de esas cosas desde hace la tira, buaaaaaaa, que mi vida es un no parar.

Ni me conecto al mesenger porque me pongo a hacer problemas y me interrumpen. Cuando estoy en casa estoy durmiendo, que mi pobre espalda está resintiéndose del peso de los libros, el portátil y demás herramientas del averno.

Ya no voy a la biblioteca de Cajamadrid a por libros de lectura, ahora voy a la del Politécnico a por libros de problemas. Ya no veo pelis, no tengo tiempo, no leo blogs, no viajo, buaaaa.

¿Quién soy? ¿Dónde estoy? Me he perdido, un alma caritativa que me ayude a encontrar el camino de vuelta, que tiré miguitas de pan y los pájaros se las comieron y no sé volver a ser la que era.

Comentarios

Steloide ha dicho que…
Ves como es cierto eso de que la vida desl estudiante es una mierda!? ale! a resolver problemas! y menos quejarse! no hay dolor! UN! DOS!
Venga, ánimo ;-)
Virginia ha dicho que…
No si encima me lo paso bien, pero no me reconozco a mi misma, es lo unico malo.
Fernando ha dicho que…
Creo que preguntándose si merece la pena eso que absorbe tu vida. Yo la tengo absorbida (ni librerías, ni cine, ni teatro, ni conferencias, ni viajes, ni... nada de eso), pero compensa.
Si no, a tomar... vientos.
Virginia ha dicho que…
Lo se Fernando, pero me encanta quejarme, por fin tengo motivos, jajajaja. Normalmente me quejo y encima no hago nada, ahora me quejo con motivos.

Entradas populares de este blog

Viajes

Antiguos ciberamigos

El viernes a Barcelona