CONDENADA A GALERAS

No sé si habrá sido por aprobar la oposición pero hoy me han castigado a galeras, me he pasado media mañana sellando, hacía el ruido clásico de los barcos de esclavos, pom pom, pom pom. Al acabar me dolía la mano y eso que he estado un rato sellando con la izquierda. Ha sido una pasada, pero me he divertido porque es algo mecánico en lo que no piensas y he podido charlar con mis compañeras. Cuando mi madre trabajaba con los médicos como enfermera tenía que sellarles las recetas y mi hermana y yo nos peleábamos por hacerlo, ahora cuando lo tienes que hacer por obligación no tiene tanta gracia.

Comentarios

Teillu ha dicho que…
Ah...

Y para hacer el resto de tareas, ¿piensas?

:D

Besito!!!
Virginia ha dicho que…
Pues claro qué remedio me queda. A veces es solo eso lo que tengo que hacer, pensar y pensar y darle vueltas a cómo hacer algo.

Entradas populares de este blog

Viajes

El viernes a Barcelona

Antiguos ciberamigos