SAN JORDI

Entre las costumbres catalanas que adoro la de hoy, la de regalar un libro y una rosa me parece de las más bonitas, la de la mona de pascua de las más dulces.

23 de abril, día del libro, día en el que murieron Cervantes y Shakespeare y fiesta de San Jordi. ¿Qué más se puede regalar?, un libro y una flor, el lote completo.

He regalado tantos libros en mi vida, a tanta gente, sobre todo a mi hija. El otro día la hija de una amiga me dijo que no la regalara libros que no tenía sitio en la estanteria, sé que prefería un juguete. Pero para mí los mejores juguetes fueron siempre los libros.

Me prohibían leer en mi casa, de esas cosas absurdas que se les meten en la cabeza a los padres, leía demasiado y pensaron que perdía vista por eso. La perdía por prohibirmelo y tener que leer a escondidas a oscuras, con una linternita debajo de la manta, a media luz para que no se dieran cuenta.

Cuando me llevaban de vacaciones a casa de mis primos les decían que yo podía hacer de todo menos leer, les daba lo mismo, devoraba todos los libros que pillaba. Recuerdo coger trozos de periódico de la acera para leerlos, leerme los carteles de la ciudad, leer, leer, leer.

Comentarios

monocamy ha dicho que…
jejeje... sé de qué hablas. También a los zurdos les obligaban a usar la mano derecha, incluso los castigaban, si no hacían caso.

Dios, qué borriquitos éramos... ¿Éramos? :D

Tú mucho bla bla bla pero el Caballo de Troya no te lo leesssss grrrrr. So merluza :P
Virginia ha dicho que…
Pero si ya te dije que no lo iba a leer, el borrico eres tú. Que estoy yo muy científica, que no.

Entradas populares de este blog

Viajes

Antiguos ciberamigos

El viernes a Barcelona